Para este 2023 márcate objetivos reales y transforma tu negocio y tu vida

Para este 2023 márcate objetivos reales y transforma tu negocio y tu vida

Con el nuevo año iniciamos un nuevo capítulo y yo te animo a que lo aproveches como una oportunidad para impulsar, por fin, tu negocio y tu vida.

Ha llegado el momento: evalúa tu situación actual, ve a por tus objetivos y maximiza tus resultados en los próximos meses.

¿Cómo? Comenzando por fijar juntas esos objetivos que te ayuden a acercarte a la vida que quieres.

1. Antes de comenzar tu transformación, asegúrate de estar bien preparada.

Primeros días de enero: sé que estás motivada y con ganas de comenzar  cuanto antes a avanzar en tu transformación y ver resultados. Pero ojo, porque a veces lanzarse cuando no es el momento adecuado puede suponer un paso atrás en nuestro proceso.

De nada sirve que comience a hablarte de análisis, planificación y transformación si antes no estás preparada física y mentalmente para ello.

Después de una época tan exigente para nuestros negocios como es el final de año y las fiestas navideñas es necesario que bajes el ritmo y te reserves unos días para descansar, reflexionar, tomar perspectiva y prepararte para esta nueva aventura. Créeme, vas a necesitar el espacio mental y la energía suficiente para gestionar los cambios y desafíos que se avecinan en los próximos meses si has decidido que este 2023 va a ser, sí o sí, el año que revolucionarás tu vida y trabajarás por tus sueños.

2. Conoce el punto de partida y deja atrás lo que ya no te sirva.

Quiero que sueñes a lo grande, que pienses en cómo marcaría sus metas una mujer valiente, fuerte y quiere lo mejor para ella.

Eso sí, para ello vamos a hacer un ejercicio de autocrítica y ver lo que funciona y lo que no. Este es el momento de comenzar a tomar decisiones. Algunas te removerán y pueden ser difíciles de tomar, pero piensa que cada uno de estos pasos te acercan un poco más a esa vida soñada.

Para establecer esas metas que, de verdad, te ayuden a transformar tu negocio es necesario que lo conozcas a fondo.

No dudo que, si estás al frente de una clínica de estética o eres una profesional autónoma, conoces los tratamientos y las técnicas con las que trabajas a diario pero, ¿qué ocurre si hablamos de números? ¿Tienes claro cuál es tu tratamiento más rentable? ¿Cuál tiene unos costes asociados más elevados? ¿Cuál tiene mayor demanda?

El inicio del año es un momento estupendo para revisar todos estos datos. Cuentas con información actualizada con respecto al año pasado a mano y puedes marcarte objetivos que coincidan con tu nuevo año fiscal.

¡Ahora sí! Con estos datos objetivos y siendo muy honesta con lo que quieres y no quieres para este 2023 mira de frente tus números, analiza las decisiones que te han traído hasta este momento, y deshazte de todo aquello que no te acerque a la vida que quieres y mereces. Sin piedad.

3. Aprende a establecer objetivos reales y alcanzables.

Todas sabemos que con un nuevo año llegan nuevos propósitos. Y todas sabemos que la mayoría de ellos no sobreviven al primer mes.

¿Sabes a qué se debe?

A que, en la mayoría de los casos, se tratan de objetivos inalcanzables y poco flexibles. Objetivos que, en definitiva, es muy difícil llevar a la práctica cuando los trasladamos al día a día.

Por ello, para este 2023 no solo necesitas sentarte y fijar unos objetivos para ti y para tu negocio. Necesitas que, además, estos sean reales y alcanzables con las herramientas y el tiempo que tienes a tu disposición.

A este tipo de objetivos en inglés se les conoce como objetivos SMART u objetivos inteligentes y se desglosan como específicos, medibles, alcanzables, realistas y oportunos.

  • ¿Qué quiere decir que sea específico? Pues que de nada nos sirve decir algo tan general como “Quiero impulsar mi negocio en 2023”. ¿Qué quieres decir con eso? ¿Crecer en ventas? ¿Aumentar el equipo? ¿Abrir una nueva clínica/centro? Prueba mejor con algo como “Este 2023 quiero aumentar las ventas de mis tratamientos faciales en un 20%.”
  • ¿Qué quiere decir que sea medible? Volvamos al ejemplo anterior. Si queremos aumentar nuestras ventas un 20% sabemos cuál es nuestro punto de partida (cuánto estamos generando en estos momentos), cuántos tratamientos más tendremos que vender al mes, al trimestre, al año… y, sobre todo, podremos comprobar fácilmente si estamos cumpliendo con nuestras expectativas y hacer los ajustes que necesitemos en cada momento para cumplirlo.
  • ¿Qué quiere decir que sea alcanzable? Siento ser yo quien te diga esto, pero va a ser poco probable que podamos aumentar tus ventas en un 300% en un solo año, por ejemplo. Vamos a fijarnos mejor unos objetivos razonables que seas capaz de cumplir en 12 meses. Ya llegarás a ese 300% pero poco a poco. Se trata de ir dando pequeños pasos en firme que te acerquen a la visión futura que tienes para tu negocio.
  • ¿Qué quiere decir que sea realista? Más de lo mismo. Quizás con el espacio y el equipo con el que cuentas actualmente no puedas ofrecer 20 tratamientos a la vez pero sí pensar en ampliar plantilla y contratar a una persona más para tu clínica de estética este año.
  • Y, por último, ¿qué quiere decir que sea oportuno? Este es quizás el más importante si queremos que nuestro negocio se mantenga en el tiempo. Esos objetivos que te marques tienen que estar alineados con tu visión de vida. De nada sirve que te digan que necesitas un centro con 5 trabajadoras. Si tú, por ejemplo, prefieres trabajar sola, quizás sea el momento de optimizar procesos o retirar de tus servicios aquellos más básicos que están bloqueando tu tiempo en cabina y que no te están permitiendo buscar el tiempo para liderar tu negocio.

Como ves, esta forma de bajar a tierra nuestros sueños y fijar objetivos es mucho más efectiva: te mantendrá motivada (porque verás los avances con facilidad) y te permitirá adaptarlos a ti y a tus necesidades en cada momento del año.

Ahora sí, hazte con boli y papel (o una buena hoja de datos, aquí lo dejo a tu elección) y comienza a poner por escrito cuáles son esos dos o tres objetivos que transformarán tu negocio este 2023. No caigas en la trampa de querer acaparar demasiado (volvemos a recordar que tiene que ser alcanzable). De hecho un solo objetivo, bien elegido, puede ser el cambio que necesitas.

Y, recuerda, tan importante es fijar los objetivos como analizarlos posteriormente para ver si están funcionando. No te olvides de esta última parte y haz revisiones al menos mensual y trimestralmente para asegurarte de que no te has despistado y sigues por el camino que has marcado.

4. Transfórmate para ofrecer tu mejor versión.

Ha llegado el momento de dejar de ser esteticista. Sí, has oído bien.

Con ello no quiero que pienses que nunca más vas a volver a cabina y que solo te vas a dedicar a labores tediosas como el papeleo. Quiero que veas que ha llegado el momento de que tú misma comiences a percibirte de otro modo: como líder, como una mujer alfa.

No te conformes con ser solo “la jefa” (aunque si todavía no tienes muy interiorizado este rol, es un primer paso). Quiero que te conviertas en la mujer fuerte y valiente en su campo que tu negocio de estética necesita al frente; la referente del equipo con el que trabajas a diario; la persona a la que tus clientas vuelve una y otra vez porque saben que contigo reciben siempre la mejor atención.

¿Cómo? Convirtiéndote en tu mejor versión.

Antes te adelantaba que el descanso es necesario. Vital, diría yo. Cuida de tu tiempo y tu energía: tú eres lo más valioso de tu negocio y sin ti al 100% es imposible avanzar.

Trabaja tu mentalidad de empresaria y fórmate en aquellas áreas de negocio que también requieren de tu atención como el marketing, las ventas, la gestión de equipo o las finanzas, de la mano de personas con experiencia en tu sector.

Sigue un camino en el que la honestidad, el compromiso y la pasión lideren tus decisiones y pasa de trabajar en exceso y frustrarte encadenando jornadas maratonianas y pasa a liderar un negocio rentable que te mantenga motivada, aunque sea un proceso lento.

Llegó la hora: es el momento de que te empoderes y utilices tus conocimientos y habilidades para tomar las riendas de tu negocio. ¡Este 2023 asume y abraza tu rol de empresaria!

5. Acompáñate de personas que te impulsen en este proceso.

Cambiar el rumbo de nuestras vidas no es sencillo y no ocurre de un momento para otro. Lo sé porque a mí ya me ha tocado pasar por ello y te puedo asegurar que no hay fórmulas mágicas, ni suerte, ni atajos, por mucho que algunos pretendan hacérnoslo creer así en las redes a diario.

Además, por el camino tendrás que dejar atrás pensamientos limitantes, miedos, inseguridades que te han impedido avanzar hasta ahora… Por eso, este viaje se lleva mucho mejor en compañía (bien elegida, claro está).

Si tu te comprometes a trabajar para que esta transformación sea real, yo te acompañaré dándote las herramientas y recursos que necesitas para avanzar.

Cuéntame cómo es ese sueño que persigues y juntas diseñaremos un futuro adaptado a ti, en el que seas la protagonista por mérito propio.

¿Quieres saber qué necesitamos para ponerlo en marcha?

  • Que analicemos lo que estás haciendo actualmente. (Algo que ya habrás trabajado una vez hayas establecido tus objetivos para este año).
  • Que hagamos autocrítica y valoremos las decisiones que te han llevado hasta aquí.
  • Que trabajemos para que una nueva versión de ti, empoderada y con visión ganadora comience a tomar las decisiones adecuadas para su negocio y su vida.
  • Que nos pongamos manos a la obra y diseñemos un plan adaptado a ti en el que la planificación, el esfuerzo y la dedicación marquen tu hoja de ruta.

¿Lista para pasar a la acción?

6. Consigue los resultados que buscas para ti y tu negocio.

Todo esfuerzo tiene su recompensa y al final de este proceso verás que la libertad de horarios y financiera que buscabas al iniciar tu emprendimiento y que has perdido por el camino también es posible para ti.

  • Ganarás rentabilidad: nos quedaremos con tus servicios más rentables y llenaremos tu agenda solo con tratamientos de alto valor. Así empezarás a vender más y mejor.
  • Ganarás organización: aprenderás a crear protocolos y métodos propios con los que diferenciarte y ganar autoridad en tu sector.
  • Ganarás confianza: te convertirás en una mujer poderosa, llena de energía y que vende con naturalidad, respondiendo a lo que busca su clientela en cada momento.
  • Ganarás especialización: aprenderás a organizar tus servicios en cabina de forma efectiva para optimizar tu tiempo y energía (y el de tu equipo).

Deja que 2023 sea el año en que se hagan realidad tus sueños y dejes ver al mundo tu potencial. Cree en ti misma y actúa: ¡es hora de brillar!

Te invito a que des el  primer paso en esa dirección en compañía de otras mujeres que, como tú,  quieren transformar su vida y que vengas al workshop gratuito “Encuentra tu objetivo” que estoy preparando para el próximo día 05 de febrero a las 20.00hrs en mi cuenta de instagram. Si quieres más información exclusiva sobre el workshop anótate aquí debajo:

 

Y si quieres que te siga contando más sobre lo que puedes hacer para arrasar en tu negocio de estética cada día, no te pierdas mis publicaciones en Instagram. Allí te espero para seguir aprendiendo a vender con amor y dedicación.

¡Este 2023 te toca arrasar!

2 comentarios en «Para este 2023 márcate objetivos reales y transforma tu negocio y tu vida»

Deja un comentario